Una joven iraní fue arrestada por subir un video a Instagram

0
308

El Gobierno iraní calcula que un 30% de su población utiliza las redes sociales, la joven Maeade Mahi de 18 años no es excepción; a la muchacha le fue suspendida su cuenta de Instagram, en la que tenía más 600 mil seguidores, de igual forma la policía iraní obligó a la muchacha a declarar su culpabilidad en televisión nacional.

Maeade Mahi subió a una de las redes sociales más populares un video donde aparece bailando sin su hijab, prenda que por ‘ley’ deben usar todas las mujeres para cubrir su cabeza cuando están en público.

La joven bailaba con su cabeza al descubierto, dos acciones moralmente mal vistas en su país, Maeade fue puesta en libertad después de pagar su fianza, la comunidad de internet viralizó el caso y en la red surgió un movimiento que se solidariza con Mahi, #Dancing_isn’t_a_crime, etiqueta con la que se bautizó la campaña que tiene como propósito defender a la mujer que continúa bajo el régimen opresor del machismo en los países de oriente.

Como parte de su condena la joven fue expuesta ante las cámaras en transmisión nacional (junto a otros delincuentes) donde se declaró culpable de sus actos, «No lo hice para llamar la atención (…) no lo hice para incentivar a nadie a hacerlo».

Anteriormente se han conocido casos similares, entre 2014 y 2015 decenas de chicas fueron arrestadas por utilizar de ‘manera indebida’ las redes sociales, además, no se conoce su estatus actual, si están vivas, muertas o en prisión. Otro grupo de jóvenes iraníes fue detenido por grabarse bailando en diferentes lugares de Teherán, los adolescentes fueron castigados con prisión suspendida y latigazos. En 2017 64 jóvenes fueron detenidos después de que se hicieran públicas (en Instagram) imágenes de una fiesta de la piscina.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here